• ¡Bienvenidos a los Foros de Uruguay Militaria!
  • Por favor registrese para comentar y participar.
  • .
¡Hola, Invitado! Iniciar sesión Regístrate


Calificación:
  • 0 voto(s) - 0 Media
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
Instituto Antartico Uruguayo
#1
Nueva misión naval uruguaya a la Antártida

[Imagen: vanguardia%2023.jpg]

Zarpó desde el Puerto de Montevideo el Buque Antártico y de Salvamento ROU 26 “Vanguardia"” con destino a la Antártida, tarea que realiza la Armada Nacional desde el año 1991, brindando el apoyo necesario al Instituto Antártico Uruguayo (IAU) para el desarrollo de las tareas científicas que Uruguay realiza en aquel continente, actualmente en forma casi alternada con el ROU 04, "Gral. Artigas".
El “Vanguardia”, con capacidades y características aptas para operaciones en aguas heladas, transportará una carga de pertrechos de aproximadamente 40 toneladas, consistente en Equipos de generación, estructuras para instalaciones terrestres, víveres, herramientas, repuestos y 188.000 litros de combustible antártico entre otros; para el abastecimiento de la Base Científica Antártica Artigas (B.C.A.A.), ubicada en la isla Rey Jorge y Estación Científica Ruperto Elichiribehety situada en el propio continente. A su vez, desde la Base Artigas hasta el Puerto Montevideo, se transportará residuos inorgánicos y equipamientos en desuso acumulados, como se hace usualmente.
Además, simultáneamente se realizarán tareas conexas de observación oceanográfica, meteorológica y de apoyo a las actividades científicas que se desarrollan en el continente Antártico.
Durante la travesía el ROU 26 tocará el puerto chileno de Punta Arenas, permaneciendo en la zona del Tratado Antártico (al sur del paralelo 60º), por más de 10 días.
El buque está integrado por una dotación de 72 tripulantes, entre las que se encuentran 4 marinos militares venezolanos y una dotación para la Estación Científica Ruperto Elichiribehety  (ECARE) perteneciente al Instituto Antártico Uruguayo,  de funcionamiento usual durante el verano austral.
El ROU 26 “Vanguardia”,  de 1800 toneladas y  casi 73 metros de eslora, es un ex clase Piast,  construido en los astilleros de la ciudad Gdansk, Polonia, y paso a prestar servicios en la Volksmarin (Republica Democrática Alemana) el 28 de diciembre de 1976 con la denominación A-46 “Otto Von Guericke”. En noviembre de 1991, luego de la unificación alemana, fue desafectado del servicio activo, pasando a pertenecer a la Bundesmarine y permaneciendo en la base Naval de Warnemunde, donde las tripulaciones uruguayas tomaron contacto con el mismo. El 18 de diciembre de 1991 se efectuó el izado del pabellón nacional de Uruguay en la base naval de Rostock (antigua RDA), incorporándose a las fuerzas de mar con el nombre de "Vanguardia" ,arribando a Montevideo en 1992.
Desde entonces ha estado cumpliendo diferentes misiones como buque encargado del abastecimiento y apoyo logístico de la base científica antártica General Artigas y también como buque de salvamento y buceo dadas sus destacadas capacidades para el cumplimiento de esa tarea la cual se sigue realizando en forma ininterrumpida hasta la actualidad.
El buque tiene amplias capacidades; desde apoyo para submarinos siniestrados, atención a buques con incendio abordo o peligro de flotabilidad, hasta de remolque con gran capacidad. También puede navegar en zonas con abundante hielo y dispone de una autonomía mínima de 30 días. Tiene capacidad para proveer a la base antartica de, al menos,  140.000 litros de gas-oil y  hasta 70 toneladas de carga general.

http://defensa.com/index.php?option=com_...Itemid=163

Big Grin Big Grin Big Grin
 
"Mas vale ser aguila un minuto que sapo la vida entera".
 
Reply
#2
Comienzan los vuelos en apoyo a Campaña Antártica “Antarkos XXXIII”

[Imagen: 20150414_vuelo_foto09.jpg]

Cumpliendo con la actividad prevista en el programa nacional antártico uruguayo, se dieron por iniciados los vuelos de la Campaña Antártica 2015-2016.
Por tal motivo decoló el pasado 1º de diciembre de la Brigada Aérea I (Carrasco), a la hora 10:00 el avión C-130 Hércules, matrícula FAU 592 con rumbo al continente blanco.
En esta oportunidad, fueron a bordo de la aeronave toda la dotación de la Base Científi...ca Antártica “Antarkos XXXII” los cuales relevarán a la dotación saliente y permanecerán para operar en la base durante el año 2016.
Según información aportada por el departamento de relaciones públicas del Instituto Antártico Uruguayo este primer vuelo también permitió trasladar al personal técnico necesario para realizar una evaluación del terreno para encarar las reparaciones necesarias luego de un duro período invernal, así como el personal técnico de UTE y ANTEL que se encargarán del mantenimiento de los generadores y sistema de telecomunicaciones respectivamente.
Dentro de los pasajeros de este vuelo se encontraban además, los integrantes del proyecto “Antártida te visita” quienes realizarán tomas y fotografías de la actividad antártica uruguaya.
Se prevé el retorno de este primer vuelo el día 8 de diciembre según condiciones meteorológicas.
Fotografías: Servicio de Sensores Remotos Aeroespaciales

Big Grin Big Grin Big Grin
 
"Mas vale ser aguila un minuto que sapo la vida entera".
 
Reply
#3
Viajes VIP a la Antártida: denuncian "engranaje corrupto" y un "mini Ancap"

http://www.subrayado.com/Site/noticia/52...mini-ancap

Hay 19 planes científicos aprobados. Solo 4 pueden hacerse por falta de recursos. Sin embargo, se organizan caros tours de funcionarios y embajadores.
14 ENE 2016 - 10:06
  • [Imagen: base-artigas-20160114100610297842.jpg]
PrevNext

Mientras que los científicos que ganan proyectos de investigación en la Antártida no pueden viajar por fata de recursos, la base uruguaya en ese continente es visitada a cuenta del estado uruguayo por "vuelos VIP" que incluyen funcionarios de gobierno, embajadores de otros países y empresarios sin ninguna relación con el proyecto.
El Ministerio de Defensa es el organismo que bautizó así los charters de invitados. Cada pasajero le cuesta al Estado entre 3.000 y 4.000 dólares , informa el semanario Búsqueda.

El Instituto Antártico aprobó 19 proyectos científicos a iniciarse en verano de 2016, los únicos meses en que se puede viajar. Sin embargo, solo cuatro científicos tuvieron lugar en el último vuelo que salió repleto de funcionarios que no justificarían su presencia en la base, de acuerdo a la denuncia.
Uno de los "vuelos VIP" partió este martes hacia la Antártida con una lista de pasajeros formada por una escribana del Ministerio de Defensa, una secretaria, un director financiero contable, un abogado del Ministerio de Economía, un contador, una asesora, y el vicepresidente de la Administración Nacional de Puertos, Daniel Montiel, entre otros.
Este tipo de visitas son criticadas desde el Instituto Antártico, organismo que denuncias que detrás de estos vuelos hay un "engranaje corrupto".

La mayoría de los pasajeros no cumple las normas de protocolo de protección ambiental establecido para los viajeros que quieren llegar hasta la Base Científica Antártida Artigas (BCAA)
Según Búsqueda, el coordinador científico del Instituto Antártico Uruguayo Juan Abdala se muestra en contra de estos viajes. Así se lo manifestó a los pasajeros de este último vuelo el lunes 11 en una jornada de capacitación llevada a cabo en el Ministerio de Educación y Cultura: "A mi no me gusta que ustedes vayan", les dijo.
El argumento de Abdala es que mientras estos viajes continúan, hay científicos que no pueden llevar adelente sus proyectos.

"Nos preocupa cuando no se prioriza y no se fortalece la actividad científica, y se utilizan las bases como actividad turística, pero mucho no podés hacer porque depende del Ministerio de Defensa", señaló Gabriel Aintablián, de la Dirección de Innovación, Ciencia y Tecnología del Ministerio de Educación y Cultura.
No todas las visitas son inoportunas. En 2010, estuvo allí el presidente Tabaré Vázquez, quien fue a darle respaldo político a la experiencia antártica. En esa ocasión fue acompañado del presidente de Cutcsa, Juan Salgado.
También estuvieron José Mujica y Carolina Cosse, en su etapa como presidenta de Antel.
De hecho algunos organismos públicos como UTE, Antel, Abvap, Fuerzas Armadas, que justifican sus viajes a la Antártida.

Pero también hay muchas personalidades públicas que, en apariencia, no tienen nada que hacer en la Base Antártica. Búsqueda menciona los casos de los embajadores de Egipto y Suiza, y de un empresario vinculado a la empresa de helados Crufi.
Para quienes impulsan este tipo de visitas VIP es importante que se vea lo que se está haciendo. De esa opinión es Albert Lluberas, director de secretaría general del Instituto Antártico Uruguayo.
"Algunos ven esto en forma subjetiva y no analizan el contexto", comentó.

Abdala, sin embargo, dijo que los viajes tienen "un engranaje corrupto" y es un "lugar para hacer favores" y "gauchadas". Agregó que "la Masonería" está presente "en todo".
"Favor o coima gratis es lo mismo. Esto es un mini Ancap", aseguró el coordinador científico del Instituto Antártico.
“Dulce et decorum est pro patria mori”
 
Reply
#4
Compra de equipos para el IAU:

Ítems adjudicados
 Ingresar en la compra Compra por Excepción 2000/2016 | Ministerio de Defensa Nacional | Dirección General de Secretaría de Estado


Ítem Nº 1  MOTO DE NIEVE (Cód. Artículo 73768)
Proveedor: INSTITUTO ANTARTICO URUGUAYO


  • Cantidad:
  • 1,00 UNIDAD
  • Precio unitario sin impuestos:
  • U$S 9.008,1967
  • Monto total con impuestos:
  • U$S 10.990,00

Ítem Nº 2  TRINEO DE MADERA (Cód. Artículo 73769)
Proveedor: INSTITUTO ANTARTICO URUGUAYO


  • Cantidad:
  • 2,00 UNIDAD
  • Precio unitario sin impuestos:
  • U$S 2.049,18
  • Monto total con impuestos:
  • U$S 5.000,00

Características del Ítem Nº 3CaracterísticasCapacidad
600 KG


Ítem Nº 3  CUATRICICLO TODO TERRENO (Cód. Artículo 9894)
Proveedor: INSTITUTO ANTARTICO URUGUAYO


  • Cantidad:
  • 1,00 UNIDAD
  • Precio unitario sin impuestos:
  • U$S 10.557,377
  • Monto total con impuestos:
  • U$S 12.880,00

Ítem Nº 4  LANCHA (Cód. Artículo 5860)
Proveedor: INSTITUTO ANTARTICO URUGUAYO


  • Cantidad:
  • 1,00 UNIDAD
  • Precio unitario sin impuestos:
  • U$S 68.384,7787
  • Monto total con impuestos:
  • U$S 83.429,43
"All warfare is based on deception. There is no place where espionage is not used. Offer the enemy bait to lure him."
 
Reply
#5
[Imagen: tapa__dsc_3471_article_main.jpg]
Periodistas y turistas recorren la Antártida entre la base Artigas y la base chilenal. / foto: iván franco (archivo, enero de 2005)

Guerra fría
Uruguay inicia hoy su campaña antártica número 33, que incluirá la reapertura de la estación Ecare, la única que el país tiene en el continente antártico, durante enero. La estación fue donada por Reino Unido en 1997 y ha sido abierta en contadas oportunidades y siempre en verano, debido a que el acceso, así como su mantenimiento, son complejos y costosos para los barcos de la Armada uruguaya. La base Artigas, en cambio, está en la isla Rey Jorge, fuera de la península antártica.

Con el Ministerio de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente (MVOTMA) como reciente sustituto del Ministerio de Educación y Cultura (MEC) en su Consejo Directivo, a cargo del área científica y ambiental, el Instituto Antártico Uruguayo (IAU) debe pulir aspectos de su funcionamiento que han sido cuestionados, resolver la carencia de equipos y remontar un informe desfavorable sobre el impacto ambiental de la base Artigas.
El IAU envía hoy el primer vuelo de la temporada, que, a su vez, es el primero con participación del MVOTMA como parte del Consejo Directivo. Al regreso de este vuelo, además, volverá la meteoróloga que estuvo todo el invierno, y la base Artigas quedará hasta nuevo aviso sin meteorólogo propio. Sería la primera vez en 32 años que la base uruguaya queda sin esta figura técnica, que es la encargada de la única tarea constante de relevamiento de datos científicos en el lugar. El hecho remueve viejas discusiones entre el IAU y el Instituto Uruguayo de Meteorología (Inumet), organismo que paga sueldo y viáticos de ese profesional.

La resolución 504 del directorio del Inumet aprobó el llamado a meteorólogos que trabajarían en 2017 -uno entre enero y abril, y otro de abril a diciembre-. Las postulaciones se recibirían el 11 de noviembre, pero el llamado no ha sido resuelto, porque el IAU todavía estudia cómo se ejecutará esta tarea de ahora en adelante. Al mismo tiempo, las conversaciones entre ambos institutos fueron afectadas por el cese, en octubre, del director del Inumet, organismo que todavía funciona con un director interino. La licenciada en Ciencias de la Atmósfera Madeleine Renom será la nueva directora si el Senado aprueba una propuesta presentada por el Poder Ejecutivo.

Por control remoto
“[La actividad meteorológica] siempre debe continuar”, asegura el contralmirante Daniel Núñez, presidente del IAU. “Pero todas las bases de la isla Rey Jorge, excepto la nuestra, tienen estación meteorológica remota. Somos los únicos que cuentan con un operador. Tenemos un informe que dice que hay que invertir en una buena estación, que ya tenemos, pero remota, que envíe los datos a Montevideo. Si gente que está en la ciencia ha dicho eso, queremos discutir con el Inumet por qué no nos dejamos de joder y lo hacemos. Con el advenimiento del cambio climático, hay muchos otros equipos que debemos tener. No es una cuestión de [tener en la base] a una persona más o no; podríamos tener cinco personas más. El tema es con qué datos contamos y qué podemos hacer con ellos. Lo que hay que preguntarse es qué queremos hacer con la información meteorológica”.

Sin embargo, una fuente con experiencia en la base Artigas señala que las bases de Chile, Rusia, China y Corea del Sur, que están en la isla, tienen estaciones meteorológicas automáticas y meteorólogos trabajando allí, en el terreno. Las reuniones del personal de la base Artigas son abiertas por el meteorólogo a las 7.30, quien presenta el pronóstico para el día, que luego revisa cada seis horas. Los que defienden la permanencia de este puesto aseguran que hay trabajos que sólo se pueden realizar en persona y por observación directa, como el análisis de la llamada “visibilidad horizontal” y de las nubes.

“Lo que acordamos con Inumet es que en diciembre vuelve el meteorólogo; en enero no habrá y en febrero se reunirán para planificar la estrategia de investigación y monitoreo de temas atmosféricos”, afirmó Álvaro Soutullo, director del área científica del IAU y representante del MVOTMA en su Consejo Directivo. “La idea es poner una estación automática. A Inumet le pedimos que en diciembre haga una propuesta, así como a la Fuerza Aérea y a Ciencias de la Atmósfera [de la Facultad de Ingeniería], para discutir un plan integrado a principios del año que viene”.

La actividad científica uruguaya en la base consiste en recoger datos y muestras y se limita a la temporada de verano, cuando los recursos nacionales permiten trasladar y alojar más cantidad de personas. La excepción ha sido el relevamiento constante de datos meteorológicos; esta tarea implica “hacer ciencia”, según el Comité Científico para la Investigación Antártica (SCAR), del que Uruguay forma parte. Sin embargo, ha sido tal la tensión interna que, en diciembre de 2014, un jerarca militar del IAU argumentó ante un meteorólogo que el relevamiento de datos meteorológicos no era “hacer ciencia” en la Antártida.

Esto se relaciona con la diferencia de prioridades entre civiles y militares del IAU, que está mayormente en manos de los últimos y forma parte del Ministerio de Defensa Nacional (MDN). En su Consejo Directivo hay dos integrantes civiles y cinco militares; la presidencia se alterna cada dos años sólo entre armas (ahora corresponde a la Armada; seguirá la Fuerza Aérea y luego el Ejército), el jefe de base es siempre un oficial del Ejército y en su dotación sólo hay dos civiles (y uno de ellos, el médico, está en un escalafón asimilado al militar).

El fin de estas tensiones y el ajuste de otros aspectos cuestionados del funcionamiento podría estar en la agenda interna del IAU. “Reconozco el mérito de las Fuerzas Armadas, más allá de que cuando mirás con lupa hay un montón de cosas cuestionables”, afirmó Soutullo. “Son los que han mantenido la presencia uruguaya en la Antártida. Son los que tienen la capacidad logística para asegurar la permanencia y, por eso, son los que aseguran que se pueda mantener. Lo que ha faltado, y creo que hay una culpa múltiple, es montar sobre eso un sistema o política de investigación antártica. [...] Me cuesta atribuirle la culpa solamente a las Fuerzas Armadas; como científico creo que hay algo de culpa nuestra. Ahora siento que en estos tres meses [desde que entró al IAU] todo ha sido muy simple, no he tenido ni una discusión por un espacio en el avión, ya que, hasta donde sé, es el año en que irán más investigadores. La prioridad a la hora de ver quiénes se bajaban [de los vuelos] era mantener a los investigadores y al equipo de logística”.

Una de las críticas formuladas desde la interna del IAU a las tareas del área meteorológica es que nunca se hizo un análisis completo de los datos recabados en estas tres décadas. Una consulta al Departamento de Climatología del Inumet permite verificar que no hay planes de hacerlo y que, si los hubiera, los datos recabados en la base entre 1984 y 2009 deberían ser digitalizados.
Por decreto de Presidencia, en marzo el MVOTMA sustituyó al MEC, pero el cargo que ocupa su delegado en el Consejo Directivo del IAU estuvo vacante hasta setiembre.

La campaña de este año incluirá un breve acto en homenaje al capitán Ruperto Elichiribehety en la isla Elefante, con motivo de los 100 años de su intento por rescatar a la tripulación del explorador Ernest Shackleton. El barco de la Armada, el Vanguardia, sufrirá algunas modificaciones internas para poder albergar tripulantes extra, incluso en la enfermería. Entre los tripulantes irán seis personas específicamente para el trabajo en esa estación. Hay tal demanda de espacios, que incluso se dio de baja a un proyecto de divulgación que iba a ejecutar el dibujante Alejandro Rodríguez Juele junto con dos asistentes.

Núñez aconsejó a la diaria consultar directamente con el capitán del barco para conocer los detalles de cómo se formaba la tripulación y se determinaba el recorrido, pero el departamento de relaciones públicas de la Armada no respondió el pedido de autorización para hablar con él.

“El año pasado se cuestionó que fuera un visitante y no otro”, reconoció Núñez. “Puede ser, pero si yo te quiero sensibilizar sobre un tema, tengo que hacer que lo conozcas. Una cosa es que te cuente que algo está roto, y otra que te lleve y te muestre qué pasa con lo que no funciona, o que te lo explique el mecánico”. Las palabras de Núñez hacían referencia a la polémica que desató la denuncia publicada por el semanario Búsqueda en enero de este año y que hablaba de “vuelos VIP” con pasajeros que viajaban a la base Artigas sin proyecto, solamente como visitantes. La única forma de ir a la base es en uno de los cuatro o cinco vuelos de la Fuerza Aérea, entre diciembre y abril, o en el barco de la Armada, en enero. En años anteriores se habían registrado numerosos testimonios que hablaban de científicos que eran bajados de los vuelos a último momento o que debían dormir en espacios reducidos -y hasta en el piso-, mientras que jerarcas militares ajenos al programa antártico, o incluso sus familiares, ocupaban habitaciones individuales.

La denominación de “vuelo VIP” surgía de un documento del propio MDN. Ese documento hacía referencia a un vuelo del que se había bajado a último momento a todos los científicos, para dar lugar a otros pasajeros. Tras discusiones internas, se les dio lugar a cuatro investigadores. El que era entonces consejero científico del IAU -y era, a su vez, representante del MEC en el Consejo Directivo-, Juan Abdala, formuló cuestionamientos públicos y fue suspendido durante diez días por su ministerio. En marzo, el decreto presidencial dejó afuera al MEC (presente desde 1994) y dio entrada al MVOTMA. Recién en setiembre se designó a su representante, el ecólogo Álvaro Soutullo, doctorado en biodiversidad en España y con una maestría en Inglaterra sobre ecología y conservación aplicada, además de miembro del Sistema Nacional de Investigadores. Su suplente es Ramón Méndez, asesor honorario del MVOTMA en cambio climático.

A la polémica por los vuelos se sumaba el hecho de que la Base Científica Antártica José Artigas -tal es su nombre oficial- ofrece a los científicos e investigadores una heladera para conservar muestras y poco más. A pesar de esto, tiene un área denominada Laboratorio, que incluye un espacio para teleconferencias. Científicos e investigadores han denunciado en repetidas oportunidades el destrato de que son objeto por parte del personal militar, alegando que se manifiesta en el modo en que se utilizan los medios de transporte en la isla y alrededores.

En esta temporada, señaló Núñez, se embarcarán materiales para triplicar el área de laboratorio y llevarla a unos 100 metros cuadrados. Se logrará reordenando habitaciones dentro de los edificios de la base, pero no habrá equipos nuevos. “Lo más importante es vestir el laboratorio con el equipamiento científico. No tenemos presupuesto para esto”, afirmó. Agregó que están gestionando presupuesto para comprar un bote más grande y mejor equipado que el que tienen, y un segundo carrier, vehículos que mejorarían la posibilidad de trasladar a los científicos dentro y fuera de la isla. Si se consiguen los recursos -cosa que señala con optimismo- podrían tenerlos en marzo.

Impacto ambiental
El área científica del IAU presentó en 2015 un informe con datos desfavorables sobre el impacto ambiental de la base. Se señalaba en particular a los alrededores de las cámaras sépticas como zonas afectadas. También se detectó un mosquito que no estaba antes en la isla. Soutullo reconoce que estos problemas continúan, y afirma que por el verano no se hará nada al respecto, ya que la prioridad en los vuelos la tendrán investigadores de proyectos científicos aprobados el año pasado. “En el último vuelo, que es el de abril, viajarán técnicos de la Dinama [Dirección Nacional de Medio Ambiente] para estudiar la base y definir un plan de gestión ambiental. Hay una parte importante que es recabar información para entender, y después tomar decisiones que tengan sentido”.
“Un desafío claro es que, además de la reforma del laboratorio, tenemos que equiparlo. Las instituciones como el [Instituto de Investigaciones Biológicas] Clemente Estable nos marcaron qué equipamientos deberíamos adquirir. Y pasa a ser un poco responsabilidad nuestra”, dijo Soutullo, que esta semana hace su primer viaje para conocer la realidad de la base.

Ante la pregunta de si con la expresión “nuestra” alude al MVOTMA o al IAU, respondió: “Yo creo que es más amplio. Uruguay adhirió a los objetivos del sistema antártico, por eso es responsabilidad de todos. La responsabilidad no es de una institución en particular; como el IAU o el MVOTMA, en la dirección científica tenemos la responsabilidad de hacer las gestiones necesarias para que esté disponible lo que precisamos para una investigación de calidad. Una parte fundamental de mi rol es promover esa investigación de calidad, pero depende de que el sistema de ciencia y tecnología nacional decidan hacer investigación en la Antártida. Yo creo que es factible: equipar un laboratorio de verdad no me parece una gran dificultad. Hay un tema de diálogo entre los perfiles distintos; los investigadores, el sistema político y las Fuerzas Armadas, cada uno tiene una lógica. El desafío es tender puentes”.
Matías Castro

http://ladiaria.com.uy/articulo/2016/12/guerra-fria/

Big Grin Big Grin Big Grin
 
"Mas vale ser aguila un minuto que sapo la vida entera".
 
Reply
#6
Infraestructura en la Antártida
Gobierno uruguayo evalúa viabilidad de atracadero para garantizar suministros a Base Artigas
Publicado: 21.01.2017Compartir
El Ministerio de Transporte y otros organismos estudian la construcción de un muelle en la Antártida para asegurar el suministro de materiales y combustible a la Base Artigas, informó el subsecretario de la cartera, Jorge Setelich. Al respecto, el vicepresidente de la Administración Nacional de Puertos, Juan José Domínguez, complementó que, “si bien el país no puede hacer gastos excesivos, se harán los estudios necesarios”.

https://www.presidencia.gub.uy/comunicacion/comunicacionnoticias/jorge-setelich-muelle-base-artigas-antartida
 
Reply
#7
Al hablar de asegurar el combustible, supongo al hablar de atracadero, se refieren entonces a un muelle para un buque como el Vanguardia. Pregunto, ya que hace varios años fue mi última misión a la Antártida.: ¿Hay alguna base que tenga "atracadero"?
 
Reply
#8
COBERTURA ESPECIAL - MALVINAS-FALKLANDS - GEOPOLÍTICA
02 de Março, 2017 - 01:00 ( Brasília )
Malvinas - Falklands - Uruguai contorna pressão Argentina e permite navios da Royal Navy
HMS “PROTECTOR” (A173) apoia pesquisa científica e patrulha territórios britânicos no Atlântico Sul.
[/url]


A A A



[Imagen: 35069_resize_620_380_true_false_null.jpg]

O navio de patrulha polar HMS A173 Protector entrando no porto de Montevideu / Uruguai. O governo Uruguaio embora aopoie a Argentina na questão das Falklands/Malvinas adota uma posição pragmática, após as pressões argentinas sobre o caso Papeleras. Foto - Carlos Cesar Oliveira Exclusivo
[url=http://www.defesanet.com.br/site/upload/news_image/2017/03/35069.jpg][Imagen: 35069_resize_100_100_true_false_null.jpg]
[Imagen: 35070_resize_100_100_true_false_null.jpg]
Carlos César Reis de Oliveira
Historiador Naval - Licenciado em História pela Pontifícia
[i]Universidade Católica do RS – PUCRS (1991). Curso de Estudos de
Política e Estratégia - CEPE – ADESG/RS, em parceria
com a PUCRS (1998). Agraciado com a medalha de
“Amigo da Marinha” (1996)[/i]

 
Em outubro de 2016 o navio de patrulha polar HMS “Protector” iniciou uma nova viagem rumo às águas frias do Atlântico Sul. Substituto oficial do HMS “Endurance” (A173), um veterano da Guerra das Falklands / Malvinas. E que esta fora de serviço após ter sofrido um grave acidente na sala de máquinas. O HMS “Protector” cumpre missões na região antártica desde o ano de 2011.

Construído no ano de 2001 pelo estaleiro norueguês Havyard Leirvik, da cidade de Leirvik, de onde foi o casco de número 076. O Navio foi batizado com o nome de “Polarbjorn” (Urso Polar), e registrado junto ao porto da cidade de Bergen. Seu comprimento total é de 89 metros e sua boca (largura máxima) chega a 18 metros. O deslocamento máximo é de 4,985 toneladas. E seu peso é de 3.700 toneladas.

De propriedade da empresa norueguesa GC Rieber Shipping. Que é especializada em embarcações de pesquisa sísmicas e petrolíferas. Ele foi arrendado para o Ministério da Defesa (MoD) britânico por um período de três (03) anos no mês de setembro de 2011. Seu bom desempenho propiciou sua compra pelo MoD já em setembro de 2013, pelo valor de 376 milhões de coroas norueguesas.

Do projeto original algumas alterações foram feitas. A principal foi a transferência da plataforma do convés de voo da proa para a popa. Originalmente ela ficava acima do passadiço. Algo semelhante ao que ocorre com o Navio de Socorro Submarino “Felinto Perry” (K-11) da Marinha do Brasil. Sem, que esta mudança prejudica-se o pleno aproveitamento do guindaste instalado na parte traseira do navio.

A característica de ser um navio quebra-gelo, associado ao de apoio à pesquisa científica. Permite que o HMS “Protector” seja classificado com um navio científico. E foi sob este argumento que ele se valeu para realizar escalas em portos brasileiros e uruguaios nos últimos anos. Isto porque, em solidariedade ao governo argentino, que reivindica a posse das ilhas Falkand / Malvinas. Os governos de Brasil e Uruguai estavam restringindo a visita de navios de guerra britânicos aos seus portos.

A presente expedição do HMS “Protector” incluiu uma escala no porto de Rio Grande. Ocorrida no início do mês de outubro de 2016. Ocasião em que ele atracou junto ao píer da Estação Naval do Sul. Na sequencia o navio seguiu para o porto de Montevidéu. Aonde veio a atracar em 07 de outubro. Lá foram realizados diversos contatos científicos. Tendo como ponto máximo o embarque dos pesquisadores Frederico Weinstein e Carolina Rodriguez. Que se juntaram aos pesquisadores britânicos na jornada rumo ao continente gelado. Fornecendo desta forma um auxílio inestimável ao Uruguai. Que embora possuidor de uma base permanente (General Artigas) e de uma estação sazonal (Ruperto Elichiribehety) carece de recurso e de meios para apoiar, de forma plena, a sua demanda científica.

Na cidade de Punta Arenas (Chile), outro ponto de parada. Aonde o navio participou de solenidade alusiva ao centenário do resgate da tripulação do HMS “Endurance”. Que fez parte da Expedição Shackleton, que pretendia realizar a primeira travessia a pé do continente Antártico.  E junto a Base Naval de Talcahuano, foi realizado trabalho de manutenção preventiva do navio.

O retorno do HMS “Protector” ao porto de Montevidéu ocorreu na manhã de sexta-feira (24FEV2017). Para um curto período de descanso. Cuja duração se encerrou às 19:00 de Domingo (26FEV2017). Quando o navio partiu rumo a cidade de Punta del Este, para lá fundear ás 01:18 da madrugada da segunda-feira de Carnaval.


http://www.defesanet.com.br/mf/noticia/2...oyal-Navy/
 
Reply
  


Salto de foro:


Browsing: 1 invitado(s)