Foros de Uruguay Militaria

Versión completa: Militares retirados se expresan
Actualmente estas viendo una versión simplificada de nuestro contenido. Ver la versión completa con el formato correcto.
Páginas: 1 2 3
Minas, 30 de julio de 2017
Sr. Director de la Revista Semanal “Búsqueda”:
Por la presente solicito a Usted la publicación de la siguiente carta, en respuesta a la carta del Sr. Guillermo Vázquez Franco publicada el pasado 27 de julio en la Sección Cartas de los lectores de su prestigiosa Revista. 
Agradeciendo desde ya su amable atención, lo saluda atentamente, con las seguridades de su mayor consideración
Cnel.® Ricardo Milans
C.I.: 1393403-2


Las Fuerzas Armadas
Es sorprendente el veneno que destila el Profesor Vázquez Franco en su carta titulada “las Fuerzas Armadas”, publicada en el último número de Búsqueda. Empleando información falsa sobre compensaciones y beneficios a militares totalmente inexistentes, agrede a una Institución que, le guste o no al Sr. Profesor, fue protagonista principal de nuestra historia, en las buenas y en las malas. A decir verdad, no se podía esperar otra cosa de quien dedicó su vida a denostar al General Artigas. Fracasado en su intento de acusar al Prócer de todos nuestros males, ahora la emprende contra la Institución que nació junto a él, en un esfuerzo digno de mejor causa.


Es comprensible que a alguien que se define a sí mismo como anarquista, el Ejército Nacional en tanto y cuanto significa la garantía del cumplimiento del marco normativo que rige a la República, le cause repulsión o, para usar sus palabras, le genere miedo, ya que tal vez pueda atreverse en el futuro a evitar la disolución del país, por la que el Sr. Profesor luchó durante su larga vida. Demuestra coherencia, ya que siempre sostuvo en sus clases que nunca debimos ser independientes…


Minimiza y ningunea la actividad militar en un claro desconocimiento de las múltiples actividades que llevan a cabo nuestros uniformados. Para cada una de las tareas que realizan, tiene una organización civil que puede cumplirla, como si en este país fuera posible contar a toda hora con los medios suficientes y preparados para enfrentar cualquier tipo de emergencia o acciones terroristas, por citar solo algunas de las amenazas a las que estamos sometidos. No menciona a quiénes mandará a las misiones de paz, que tan bien parado han dejado a nuestro país y tanto rédito le han dado a nuestros gobiernos, pero es evidente que el Sr. Profesor es totalmente contrario a esas actividades al servicio del imperio (en este punto ya no es tan coherente, como veremos)...


Con el criterio de que no vamos a poder pelear contra nuestros vecinos ni contra las grandes potencias (nuestra historia debió enseñarle otra cosa), no vacila en sugerir la desaparición de las Fuerzas Armadas (“un enorme y costosísimo aparato”). Demuestra así, una vez más, su profundo espíritu cipayo, al proponer que quedemos inermes no ya ante poderosos ejércitos, sino ante cualquier organización u ONG interna o externa que pretenda ignorar nuestro ordenamiento jurídico y que, ante la indefensión total del Estado, se atreva a cruzar líneas que hoy deben respetar, para apropiarse de todo o parte del poder real.

Tal vez eso es lo que busca el Sr. Profesor, defensor (¿o instrumento?) de gente como la senadora Constanza Moreira y su banda, generosamente financiados por organizaciones del primer mundo como la Open Society de George Soros, entre otras, tal cual ha sido reconocido públicamente por dirigentes de ese sector, con el objetivo de destruir a las Fuerzas Armadas.
Es triste llegar a la senectud en un estado tal de incoherencia. Toda la vida despotricando contra el imperio del norte, y terminar sirviéndolo sumisamente, cumpliendo a rajatablas el libreto por él elaborado…


Por suerte son muy pocos los que tienen su visión, aunque tengan los apoyos externos y los recursos suficientes para aturdirnos hasta el hartazgo con sus eternas demostraciones de odio y resentimiento.
No es eso lo que hoy necesita nuestro país.
Cnel.® Ricardo Milans
C.I.: 1393403-2
COMUNICADO DEL CENTRO MILITAR
DENTRO DE LA LEY TODO, FUERA DE LA LEY, POR DECRETO
Ante el hecho que tomó estado público sobre el ingreso irregular de municiones, el Centro Militar quiere dejar constancia e informar que el Gobierno Nacional, por medio de un decreto, ha resuelto violar la ley vigente y las convenciones internacionales firmadas por el país.

En efecto, el pasado lunes 23 de octubre el Ministro de Defensa Nacional concurrió a una comisión del Senado, convocado por el Senador Javier García, donde reconoció que se ingresaron de contrabando 750.000 balas de punta hueca, denominadas “dum dum”, para ser empleadas por la Policía. Cuando el Ministerio del Interior pidió autorización para la importación de esas balas, el Ejército Nacional se la negó, basándose en la normativa vigente y en los compromisos internacionales asumidos por el país. Ello no fue obstáculo para ese Ministerio que igual introdujo las municiones sin autorización. Varios meses después, para supuestamente “legalizar” la situación, el Presidente Vázquez firmó un decreto autorizando esa importación.

Ahora, no sin sorpresa, vemos que un simple decreto presidencial alcanza para ignorar la legislación internacional y su peso jerárquico en nuestro orden jurídico, como si lo dicho y consagrado antes por el propio Gobierno no tuviera ningún valor y pudiera ser fácilmente olvidado o despreciado sin agravio para la verdad y sin menoscabo de la seriedad y coherencia que se supone y espera en los actos del Estado.
A partir de ahora deberíamos decir dentro de la Ley todo, fuera de la Ley, por Decreto.

LA COMISIÓN DIRECTIVA DEL CENTRO MILITAR

COMUNICADO N° 396 1°/NOV./2017
Centro Militar: la decisión de la SCJ sobre delito de lesa humanidad “refleja una restauración del espíritu”
La organización militar criticó además la postura del fiscal de corte Jorge Díaz: “Se alineó en la dirección contraria”.
 [Imagen: 627894.jpg]

Hace algunas semanas informábamos sobre la decisión de la Suprema Corte de Justicia, que consideró que los delitos de lesa humanidad no pueden ser imprescriptibles, y declaró la inconstitucionalidad de los artículos 2 y 3 de la ley 18.831 para un caso de torturas en Tacuarembó.
La decisión del máximo órgano del Poder Judicial fue aprobada por mayoría y sostiene que como el caso ocurrió cuando no existían los delitos de lesa humanidad ni su imprescriptibilidad, el caso no puede tratarse por esas leyes, por el principio de no retroactividad de la ley.

La resolución alude al pacto de San José de Costa Rica y a la seguridad jurídica que implica que los actos sean juzgados solo en función de las leyes que existían en el momento de cometido el hecho, dado que, de lo contrario, todo acto es susceptible de transformarse en delito por leyes futuras.
Desde el Frente Amplio y las organizaciones civiles se criticó esta postura. Por ejemplo, el dirigente de la Vertiente Artiguista Eduardo Brenta dijo a Montevideo Portal que la decisión era un "importante retroceso que va en contra con los lineamientos del derecho internacional".

El dirigente de la Vertiente Artiguista resaltó que los dos jueces que votaron en contra entienden que "las normas internacionales los delitos de lesa humanidad no prescriben" y subrayó que "desde el punto de vista práctico representa que va a ser imposible juzgar a quienes están siendo investigados en 200 o 300 causas".

En un comunicado divulgado este jueves, el Centro Militar saludó la decisión de la Suprema Corte de Justicia, y criticó la postura tomada por el fiscal de corte Jorge Díaz, quien fue uno de los que puso en duda la decisión de la SCJ.
"Esta decisión refleja una restauración del espíritu y de la letra de leyes que la República se dio en pleno ejercicio de su soberanía", sostienen, y agregan que, a la vez, se "consagra una reparación de las fisuras creadas en el Estado de Derecho por parte de quienes creen (que) las normas deben ser funcionales a un determinado discurso político, para ser utilizadas en campañas de ocasión, serviles a sectores o partidos que consideran que las instituciones son menos relevantes que sus proyectos estratégicos".

El Centro Militar cuestionó a Jorge Díaz, quien en declaraciones a la diaria había manifestado su contrariedad con el fallo. "Hay obligaciones que son generales para todos los casos de derechos humanos, así lo dice expresamente la Corte. Concretamente, dice que en los casos de graves violaciones a los derechos humanos ocurridos en el pasado no son aplicables las normas de prescripción y de caducidad, de cosa juzgada ni de ningún otro tipo, que impidan la persecución penal.

Por tanto, esta es la posición de la Fiscalía y es la posición que Uruguay como Estado -porque el Estado no es sólo el Poder Ejecutivo, es todo el Estado uruguayo- está obligado a cumplir, y yo entiendo modestamente que no se está cumpliendo, en tanto la SCJ entiende que hay delitos que están prescriptos", comentó.

En el comunicado, el Centro Militar cuestiona a Díaz y sostiene que "en vez de celebrar que la norma constitucional recuperó su imperio y los principales de derecho, luego de tantos desvíos y subalternas manipulaciones, prefirió alinearse en la dirección contraria y convertirse en uno más de los que sufren por este impecable fallo que lleva a su cauce la normalidad de los procedimientos judiciales", dicen.

"Nos preocupa que el Dr. Jorge Díaz, pueda rechazar una afirmación tan clara en favor de la Constitucional y de aquellas leyes y sentencias destinadas a sellar la paz y el trato igualitario ante la Justicia de todos los orientales", sentencian. 
Montevideo Portal

Big Grin Big Grin Big Grin
CONVERSANDO ACTUALIDADES
Muchos Camaradas me han preguntado en estos últimos días acerca del porqué de mi ausencia escrita en los diferentes ámbitos en que, parece, se habían habituado a leer mis mal hilvanadas reflexiones.
Favor que me hacen y que confirma aquello de lo que siempre estuve convencido: los Camaradas disculpan a los viejos amigos de algún traspié que puedan cometer.

Los Superiores son muchas veces engañados en su buena fe por aparatosas acciones destinadas principalmente a promover al que las ejecuta. Solo los Subalternos son los jueces estrictos e implacables: no se dejan engañar por fastuosos discursos y distinguen de inmediato al verdadero líder diferenciándolo de los que solo buscan medrar a su favor.

Feliz de aquel que logre el reconocimiento y la lealtad sin límites del Subalterno y que al pasar los años siga obteniendo sus muestras de afecto de su paso por el Ejército.
Ya me parece que me fui por las ramas, pero creo que viene muy a cuenta de cualquier cosa que tenga que ver con las Fuerzas Armadas, que si se basan sobre esta confianza y lealtad en ambos sentidos entre subalternos y superiores, lograrán la cohesión necesaria para las grandes empresas.

Y sí, es cierto que no he escrito mucho últimamente.
Los temas son más que abundantes y casi siempre recurrentes desde cualquier óptica que se utilice.
A nivel político principalmente, diariamente hay temas que los actores reparten a rebatiña.
Y de ellos se han ocupado distinguidos Camaradas con los cuales comparto plenamente lo que expresan. En diferentes medios de prensa y en las redes sociales, se pueden leer muchas de sus reflexiones, muy atinadas.
Es que no hay aspecto de la vida del país que no ofrezca algún desastroso resultado de la inepta acción del partido gobernante. La mayoría parlamentaria no siempre es garantía de eficiencia. Al contrario, resulta en una perniciosa costumbre de creerse por encima de cualquier pensante que no sea de su partido. Y cuando no se tiene la sana necesidad de convencer con argumentos serios y veraces al resto del espectro político para encarar las políticas nacionales, las cosas parecen ir saliendo al estilo voluntarista.

Para empeorar la situación, dentro del propio conglomerado gobernante, las diferencias ideológicas resultan en divergencias de opiniones que hacen aún más inoperante la acción de gobierno.
Pero todo esto ya se ha repetido hasta el cansancio y las cosas siguen igual con tendencia a empeorar.
¿Qué elegimos?
Seguridad, delincuencia desatada, trabajo, educación, salud, medio ambiente, endeudamiento público, corrupción, sistema carcelario, jubilaciones, política agropecuaria (¡hoy escuché que el endeudamiento de los productores agropecuarios equivale a la construcción de una UPM!)

Búsqueda petrolera, ANCAP, UTE, Regasificadora, PLUNA, Alas U, Casinos municipales, Senador acusado de estafa en su actividad privada, Sindicalismo obsecuente con el gobierno.
Fuerza Aérea desmantelada, al igual que la Armada. Inseguridad social para los Retirados Militares, que ven que su expectativa de toda una vida queda borrada de un plumazo arbitrario e inconstitucional. Inseguridad también para todo el espectro previsional, con impuestos inconstitucionales a las jubilaciones.
Fuerzas Armadas confundidas por un cambio de legislación que parece buscar más su paulatina pauperización técnica, material y profesional.

Desmotivando a valiosos recursos humanos, los más vocacionales Orientales a los que no les causa vergüenza manifestar su intenso amor a la Patria. Amor que tal vez el motivo por el cual el gobernante de turno crea ver facilitado su trabajo de desmantelamiento. Todo lo soportan, todo lo superan….y esperan.
Cualquiera sea el tema elegido, la conclusión es un factor común.

La ineptitud gobernante ha llegado a un límite en que está en riesgo la credibilidad como Nación. El endeudamiento público ha llegado a límites exorbitantes. Han comprometido el futuro de nuestros nietos y de los hijos de nuestros nietos.
Empresas extranjeras dictan qué se debe enseñar en los programas educativos.

El control de la ciudadanía es tal que estamos expuestos al seguimiento permanente en nuestra vida privada. Si queremos cargar combustible (el más caro de la región) más vale tener alguna tarjeta: en efectivo, apenas poco más de veinte litros. Y hasta en esto son ineptos: de a ochocientos pesos podremos ir de una Estación a otra, hasta completar lo necesario pagando al contado si es lo que queremos. ¡Parece que fuera sólo para jorobar la paciencia, como decía mi abuela!

Por esto es que no he escrito mucho últimamente. Todo lo que se debe decir, creo haberlo dicho desde hace mucho tiempo.
Resulta descorazonador ver como los Orientales se han desvalorizado. ¿Qué quedó de aquellos valientes y protestones que supieron plebiscitar hasta la suba de un vintén en el transporte público?
¿Cómo es que se dejan desconocer la autoridad que, desde Artigas, emana de ellos hacia el gobernante? ¿Cómo han permitido que toda la historia moral del país, sus fundamentos sociales, la familia, la moral cívica, la cultura, el arte…hayan quedado en manos de minorías disolventes, que para peor los han convencido de que todo es en nombre del progreso?

Pruebe alguien de opinar públicamente contra las concepciones sociales de moda. En el mejor de los casos marchará al ostracismo social. Puede no tener tanta suerte y terminar en gayola.
No logro entender cómo es que frente a tremendos casos que afectan a toda la sociedad no se llena 18 de Julio de manifestantes soberanos reclamando cordura al gobierno.
¿Cómo es que cada año miles marchen reivindicando la asonada del Filtro, verdadero acto terrorista avalado por la oposición de entonces y nadie lo haga por un muchacho asesinado en un campamento político de Punta Espinillo?
O cómo nadie sale a la calle a manifestar su desaprobación ante la terrible ola delictiva que afecta a todo el país mientras el ministro del ramo habla y habla de lo bien que va todo, drones y helicóptero incluido.

Y cuando ven a sus hijos concurrir a escuelas donde se los maltrata a ellos y a sus maestros. Ya que maltrato es permitir actos de violencia frente a los niños. ¿Cómo es que no salen miles de padres a reclamar por la educación de sus seres más preciados?
Ahora, a más de las agresiones a docentes… ¡han pretendido violar a una directora dentro de su escuela! ¿Pueden estar seguros los padres que sus niños estarán cuidados en su centro escolar, cuando ni se puede impedir el ingreso de alguien a violar a aquella que debe velar por la educación de sus niños?

Como siempre “se incrementará el patrullaje” “se reforzarán perímetros” “se contratarán porteros”…
Me acuerdo del tiempo en que la seguridad de la salida escolar estaba a cargo de la Brigada….formada por los propios alumnos elegidos por sus maestros, con cartelitos en sus manos que alertaban a transeúntes que salían niños… ¡y cómo se los respetaba!
Me parece que me he extendido mucho. Casi una costumbre que espero que si alguien se molesta en leer lo escrito, sepa disculpar.

Por eso, ya estoy harto de comisiones de evaluación de situación, de estudios sociales para conocer y medir deficiencias en la sociedad. ¡Señores! Ya está todo estudiado y los parámetros más que medidos.
No es necesario ni nuevas leyes ni nuevos códigos. Sí lo es el compromiso de los buenos Orientales para retornar al sano juicio de nuestros ancestros que construyeron el hermoso país que teníamos. Porque aunque parezca mentira a las nuevas generaciones, atosigadas de informaciones tendenciosas, el Uruguay comenzó hace doscientos años y no en el 2005.

Para mí, nada más que la movilización permanente de la población opositora puede hacer la diferencia.
Después de todo, más del 50 % de los votantes no pertenecen al partido de gobierno.
Unidad entre los opositores. Difícil si vemos que dentro de los propios partidos opositores hay desunión y desacuerdos. ¿Cómo no ven que es vital la unión dentro del partido y con los demás partidos opositores? Parecería que debe ser objetivo primordial sacar del gobierno a quienes han hipotecado varias generaciones de uruguayos, entonces ¿cuál es la razón de tanta desavenencia? Martín Fierro ya lo dijo: “Si entre ellos se pelean, los devoran los de afuera”

Para los Partidos Políticos, tanto Blancos como Colorados o Independientes….Unidad, seriedad de proyectos políticos, inteligencia en la acción opositora, planes de gobierno ajustados a la angustiante situación nacional, activa movilización social en apoyo a sus propuestas.
Dejo para último a mis Camaradas de Armas. En Actividad: Espíritu Militar, Lealtad a sus Mandos naturales, Patriotismo, mucho esfuerzo en la preparación diaria para la Instrucción Militar en todos sus aspectos. Afán de superación y preparación para cualquier contingencia a enfrentar de futuro. La Patria los necesita hoy como ayer y seguramente en el futuro.

Para el Personal Retirado: Ya es hora de demostrar que la familia militar es una realidad y no un simple enunciado. Juntos somos miles. Demostrémoslo. Este año ni siquiera se pudo realizar el Encuentro Nacional. Miremos al futuro. A la primera oportunidad, llenemos las calles con nuestra presencia. Hay un surtido de fechas en el calendario para hacerlo. Si algunos desquiciados festejan la autoproclamada “toma de Pando” ¡qué no deberíamos hacer nosotros para recordar aunque más no sea a nuestros muertos por la Patria!
¡Cómo deberíamos demostrar nuestra solidaridad con nuestros presos políticos!

Nos cuesta mucho “salir a la calle”. Después de todo, el manifestarnos públicamente repugna nuestros sentimientos más arraigados. Pero con toda sinceridad, no veo otra acción que pueda hacer más porque sean reconocidos nuestros derechos y nuestros pensamientos de una sociedad mejor, más acogedora para sus integrantes, dentro de una Patria digna del Patriarca.

Pido disculpas por lo extenso de estas letras. Tal vez deberían ser incluso más extensas y profundas. Pero lo dicho expresa sentimiento. Y lo no dicho, tal vez lo más importante, estoy convencido que mis Camaradas, mejores y más preparados profesional y políticamente que yo, lo tienen bien arraigado en su pensamiento.
Minas, Noviembre de 2017
Cnel ® Horacio Fantoni

Big Grin Big Grin Big Grin
Muy bueno, además de muy bien expresado.
ANTE LAS CALUMNIAS DEL DIPUTADO PUIG

En nombre de la verdad histórica queremos expresar nuestro más enérgico rechazo a las calumnias que manifestó el legislador José Luis Puig respecto del Coronel Artigas Álvarez, oficial asesinado por la guerrilla el día 25 de Julio de 1972 en un atentado llevado a cabo por elementos pertenecientes al Movimiento de Liberación Nacional- Tupamaros

La memoria de este honrado camarada caído por el odio del terrorismo que entonces se había cebado sobre los destinos de nuestra hasta entonces pacífica y respetuosa República no puede ser mancillada impunemente por alguien que se refugia detrás de sus fueros para hacer de la mentira, del destrato y de la insolencia un discurso de ocasión.

Al Coronel Artigas Álvarez no le cabe ninguna de las acusaciones ruines ni de los infundios que plantea este conspicuo integrante de un grupo que en aquella época se dedicó a matar, a secuestrar y cobrar altísimos rescates a los familiares de las víctimas, a poner bombas y a sembrar el miedo en la población. Ese partido que le ha permitido al legislador Puig ampararse en los fueros para disparar contra la verdad y contra la decencia y buen nombre de los ciudadanos está integrado por quienes robaron la bandera que portaron los Treinta y Tres Orientales en la Cruzada Libertadora y nunca hasta el día de hoy la devolvieron a su legítimo propietario, que es el Estado uruguayo; y ni siquiera tuvieron la hidalguía de informar acerca de la suerte que corrió la gloriosa enseña que no tuvieron reparos en menoscabar.

Esa gente, con esos antecedentes de encono, de violencia y de profundo desdén hacia los valores de la Patria y hacia las leyes y los símbolos de la Nación y de la vida republicana no tiene ninguna calificación para siquiera mencionar el nombre del Coronel Artigas Álvarez, soldado ejemplar, padre de familia ejemplar, ciudadano ejemplar. Cuando fue abatido por los camaradas de ruta del legislador Puig, el Coronel Álvarez revistaba al frente de la Dirección de Defensa Civil, un área que no tuvo jamás punto de contacto con la lucha antisubversiva ni con las operaciones de combate. Por ninguna razón era un objetivo a atacar porque nada en su trayectoria, actividades o áreas de responsabilidad, lo hacían acreedor de la atención guerrillera. Sin embargo lo asesinaron, lo hicieron cobardemente; a la vista de su pequeña hija y vaciando los cargadores de las pistolas hasta comprobar que estaba bien muerto. 

Una pura barbarie de las muchas que perpetró la guerrilla que nos asoló en aquellos años.
Ahora, pasadas las décadas, viene este legislador a ensuciar su memoria con mentiras que no resisten el mínimo cotejo con los documentos que obran en todos los organismos oficiales a los que sin duda tiene acceso cualquier persona de bien que quiera conocer el pasado. Es una ofensa que sólo la explica el alto grado de resentimiento y de odio mal administrado hacia las Fuerzas Armadas y a sus valores de siempre del que no pierde ocasión de hacer gala el parlamentario Puig.

En nombre de los militares de todos los tiempos repudiamos vivamente las declaraciones calumniosas del legislador hacia la memoria del Coronel Artigas Álvarez y hacemos expreso nuestro rechazo al silencio de los que saben la verdad y no tienen la voluntad moral o el coraje para conjurar públicamente este inmerecido ataque a un soldado de la patria cuyo único crimen fue vestir uniforme militar.

Con la misma convicción y energía defendemos el derecho de todo integrante de las FFAA, incluido el Sr. Comandante en Jefe del Ejército, que también fue atacado por las destempladas expresiones de Puig, a recordar y rendir justo homenaje a las víctimas del terrorismo y de la subversión. Sobre ese legítimo dolor nunca habrá olvido ni silencio de parte de ningún militar y de sus instituciones sociales.


LAS COMISIONES DIRECTIVAS DEL CENTRO MILITAR
Y DEL CÍRCULO MILITAR “GENERAL ARTIGAS”

Big Grin Big Grin Big Grin
Cartas al Director/ La reforma militar

Sr. Director:

La embestida del Partido Comunista. Días atrás el senador Juan Castillo aplaudía y votaba efusivamente una moción del Foro de San Pablo, en La Habana, que elogiaba y apoyaba al dictador Daniel Ortega. De regreso al Uruguay está liderando, también muy efusivamente, las negociaciones dentro del Frente Amplio para consensuar la llamada reforma de la “caja militar”.

Dentro de las históricas consignas del Foro de San Pablo está la eliminación de las FF.AA. nacionales.

Este proyecto de ley es absolutamente irracional, ya que pretende regular aspectos muy importantes del estatuto de las FF.AA. y de la carrera militar de oficiales y soldados, empezando por el régimen jubilatorio que, obviamente, es el último eslabón.

El proyecto se fundamenta en un cambio de las reglas de juego, lo que a la postre terminará perjudicando a todos los uniformados en actividad y consecuentemente a sus familias. Colateralmente dañará muy seriamente los servicios que brinda el Hospital Militar a casi 150.000 usuarios civiles y militares.

Imaginemos qué harían los municipales de Adeom o los funcionarios de Ancap si mañana les vienen a decir que, con retroactividad, les quitan o cambian beneficios laborales o jubilatorios ya adquiridos.

Si será perjudicial el proyecto que el nudo de la discusión dentro del Frente Amplio está centrado en la mayor o menor cantidad de uniformados que serán afectados y llama la atención que cuanto más “a la izquierda” se sitúan los sectores más proponen pautas que perjudicarán a mayor cantidad de personas. Evidencian así querer jugar de “justicieros” y no pretender resolver una situación.

Es lógico preguntarse si el Frente Amplio en la situación de deterioro político que sufre, avale y permita a sus sectores “más radicales” (por emplear un término que ya no significa nada) liderar y embretar a toda la fuerza política en un nefasto e inútil proyecto que aparenta reforzar una política antimilitar.

El Partido Comunista, el PVP, IR y Sendic arremeten, demagógicamente, contra fantasmas que saben bien que ya no existen. ¿Saldrán atrás y para no ser menos de izquierda otros sectores más moderados?

El primer gobierno de Tabaré Vázquez propició y ejecutó un amplio debate sobre el tema militar que concluyó reafirmando la existencia de las FF.AA., la necesidad de adecuarlas a nuevas realidades, el fomento su profesionalismo y modernización. De acuerdo a estas pautas se concretaron, en el período siguiente, algunas normas legales y aún hay por delante una compleja pero realizable tarea que, como ocurre con todos los sectores de la sociedad, debe ser consensuada con las propias FF.AA.

Con este proyecto suelto y cargado de preconceptos ideológicos solamente se lograrán efectos negativos.

En los últimos 33 años de vida democrática del Uruguay los militares han dado suficientes pruebas de subordinación, profesionalismo y deseos de bien servir a la sociedad que integran, por lo que no merecen ser atropellados.

Cnel. ® Miguel Rodríguez
Retirados militares advierten "ataque frontal" del gobierno "populista" del FA
Dicen que la reforma de la caja de jubilaciones encubre el fracaso de la izquierda
  • [Imagen: 0009251508.jpg?&cw=350]


Tiempo de lectura: 3' 
22 de junio de 2016 a las 05:05
 
La pretensión del gobierno de reformar la caja militar para reducir sus pérdidas millonarias, fue respondida con un furibundo documento castrense en donde el Centro Militar acusa a la izquierda de querer debilitar a las Fuerzas Armadas para esconder el fracaso del fin de "gobiernos populistas" en la región.

El documento de la institución que nuclea a oficiales retirados dice que las FFAA "están siendo frontalmente atacadas" mientras el país "asiste atónito a los despilfarros de recursos más grandes de su historia: ANCAP, Alur, Pluna, Casinos, Fondes, etc".

"Estas actitudes políticas no son ajenas a los cambios positivos, registrados en la opinión pública, a favor de las Fuerzas Armadas y ante el continuo deterioro y desgaste de la filosofía del gobierno actual. La progresiva pérdida de credibilidad del discurso oficial, forma parte del fracaso y fin de un ciclo de gobiernos populistas en la región que lentamente se traslada a nuestro país", dice el documento de la institución que preside el coronel ® Carlos Silva quien está vinculado a la logia Tenientes de Artigas.

El Poder Ejecutivo ya anunció que reformará la caja militar para terminar con algunos de los privilegios que tienen los uniformados que se retiran y que les permite, por ejemplo, y según el rango, irse de los cuarteles con 50 años de vida y 20 años de servicio.

Desde el gobierno advierten que el Estado debe auxiliar anualmente a la caja militar con unos US$ 400 millones.
El Poder Ejecutivo también enviará al Parlamento un proyecto de ley para ponerle un impuesto a las jubilaciones más altas que, en algunos casos, superan los $100 mil pesos.

"Viejos servidores".
En la declaración del Centro Militar, se afirma que "los responsables de la conducción económica omiten decir que la disminución de aportes (a la caja militar), en parte se debe a la reducción de los sueldos miserables de los funcionarios más sumergidos de la administración pública".

"Lo más preocupante es que las autoridades conocen bien esta realidad y están tratando de encubrir el impuestazo, aplicado al resto de la población, con la reforma de la caja de retiros, como si su déficit fuera la causa de todos los males. La caja de retiros no es causa de que el Estado haya gastado más de lo que podía gastar en los últimos seis años y no haya sabido ahorrar para hacer frente a posibles dificultades que se avizoraban claramente ya en el año 2014", agrega.

También se refiere a la falta de "resultados prácticos" por parte del Ministerio del Interior en el área de la seguridad pública, a las "turbias licitaciones" para hacer la cartografía nacional con empresas privadas en lugar de utilizar el Servicio Geográfico Militar, y a la negativa de que el Ejército realice obras de construcción de carreteras nacionales a bajo costo porque "se prefiere entregarlas a empresas de dudosa credibilidad.

Los retirados militares afirman, además, que las políticas del gobierno del Frente Amplio afectarán las capacidades de defensa del mar territorial y el espacio aéreo, favoreciendo el ingreso de mayor cantidad de drogas "con consecuencias sobre el aumento de la inseguridad pública".

También se verán disminuidos, sostienen, "los apoyos en las emergencias sociales, climáticas y sanitarias".

También se verán disminuidos, sostienen, "los apoyos en las emergencias sociales, climáticas y sanitarias". El Centro Militar dice que las Fuerzas Armadas están siendo "frontalmente atacadas" para desestimular el ingreso de nuevos integrantes a través de la "afectación de los retiros de los viejos servidores".
Por último, advierten que el Centro "realizará todas las acciones necesarias para defender a la Institución Militar de estas políticas discriminatorias y estigmatizantes".


Big Grin Big Grin Big Grin
DISCURSO DEL ANIVERSARIO DEL “DÍA  DEL RETIRADO DE LAS FF.AA.”
 
Reunidos una vez más en la principal Plaza pública de nuestro País, al pie del monumento al Prócer de la Patria, el General José G. Artigas, primer retirado militar, símbolo atemporal de las milicias de todos los tiempos, nos aprestamos a conmemorar el 43° Aniversario del Día del Retirado Militar, decretado como tal en el Año 1975, por el M.D.N.
A esta hora en todo el país nuestros camaradas celebran también este aniversario en las plazas públicas de las principales ciudades o en los centros sociales que aglutinan a los retirados.

Camaradas de todas las fuerzas y jerarquías contamos con el alto honor de que nos acompañen en este día las autoridades que fueron detalladas anteriormente y  asumo la responsabilidad de agradecer la grata presencia que jerarquiza nuestro acto, y muy especialmente resaltamos en este momento la solida relación profesional entre las fuerzas armadas en actividad y los retirados militares. La familia militar está presente.
Desde 1975 se conmemora este día tan especial para todos nosotros, y la fecha evoca el pasaje del Gral. Artigas por la ruta de las misiones internándose en la selva paraguaya, cansado de incomprensiones y traiciones. 

Su gesta emancipadora quedaba atrás, sembrada estaba la semilla de libertad, serían sus oficiales quienes a la postre darían forma e independencia a un incipiente estado al oriente del río Uruguay. Desde su exilio en  San Isidro de Curuguatí, donde su protector y anterior enemigo, Gaspar Rodríguez de Francia le asignó vivienda y dineros, hasta el final de sus días en  1850 en Ibiray cerca de Asunción, Artigas vivió en el ostracismo y negado a retornar a su tierra natal.

Podríamos imaginar al Prócer en su vida de retirado, viviendo al borde de la selva paraguaya, cuidado y protegido por su eterno servidor Joaquín Lencina, visitado en varias ocasiones por orientales y personalidades de otros países que intentaron que retornara a lo que significaba su Patria, siempre mantuvo su decisión de vivir alejado y solitario en esa parte de su Patria Grande que le diera cobijo y en la que pasó sus últimos años.

Algunas generaciones de retirados militares presentes en este acto, pertenecieron a las Fuerzas Armadas de un período de la historia nacional sumamente importante para el país. Una etapa que todos quisiéramos evitar rememorar, por que se trató de enfrentamientos entre conciudadanos a pesar de las influencias y de los estímulos internacionales que originaron los mismos. El cumplimiento de lo ordenado por el gobierno legal y completamente democrático de la época, que en la peor de las crisis sociales de la historia activó a las FF. AA. para preservar la patria de un ataque subversivo y terrorista que buscaba terminar con nuestro destino de libertad y democracia republicana, hace que las generaciones involucradas sientan el orgullo de haber colaborado desde todos los puestos de servicio con el cometido ordenado y cumplido. Hoy asistimos a una inadmisible tergiversación cronológica, que afrenta la realidad histórica de los acontecimientos, confundiendo a la juventud y pretendiendo mantener de esa manera una justificación a la utopía ideológica que tan caro costara al país.

Estas confrontaciones siempre traen aparejados errores gravísimos que se cometen cuando los contendores rebasan los límites de la legalidad. De errores en confrontaciones entre Orientales está llena la historia nacional, degüellos, saqueos,  excesos, etc. de un bando y de otro, sangraron nuestra tierra desde los albores de la independencia. A pesar de esos horrores nuestro pueblo fue superando esas heridas y alcanzó niveles de desarrollo que impactaron internacionalmente.

Esta última guerra interna dejó laceraciones que aún no cerraron y que son difíciles de superar, pero esos dolores no debieran ser motivaciones para acciones de la justicia que no se ajustan al estado de derecho en nuestro país. Ha habido casos insólitos de procesamientos sin las debidas causales, constituyendo errores que simplemente reflejaron procederes espurios, no solamente equivocados, sino afectados de intencionalidad vengativa.

Las ideologías han llevado a las confrontaciones y son estas las que mantienen aún después de tantos años, más de 40, animosidades que impiden el libre y justo derecho de la sociedad a relacionarse libremente y a confiar en que la justicia actúe con firmeza cuando la realidad de los hechos así lo requiera, pero independiente de otros objetivos que no sean los de la aplicación del derecho. Es penoso saber de camaradas recluidos sin causales reales, que ameriten tal decisión por parte de la justicia, algunos han sido puestos en libertad después de años de padecimientos, admitiendo la justicia los errores cometidos, otros siguen hoy en día aún detenidos sin motivos, con acusaciones inverosímiles e inventadas.

Tanto se habla de la Dictadura y de sus supuestos crímenes… creemos sinceramente que cualquier uruguayo, medianamente objetivo, que haya vivido aquella época, reconocerá que hoy se violan en mucho mayor medida los derechos humanos de todos los uruguayos que, según lo revelan todas las encuestas, viven atemorizados como nunca antes…que hoy las cárceles son verdaderos centros de tortura, como lo informó el relator de la ONU… que hoy solo existe una ficción de justicia, que cada día nos aleja más del estado de derecho que nos merecemos los orientales… que nuestro pueblo está cada día perdiendo sus esperanzas…

Generosamente financiados por los centros de poder mundial, existen grupos radicalizados de nuestra sociedad, que han hecho del odio y del resentimiento el motor de sus vidas, que mantiene de rehén a todo un país, manteniendo viva la fractura que nos dividió hace medio siglo. 

Por supuesto nada dicen de los uruguayos que mueren diariamente, víctimas de la omisión del Estado, de un gobierno incapaz de brindar la seguridad mínima indispensable, que asegure los derechos humanos básicos de la población asustada y amenazada por una delincuencia creciente y cada día más agresiva.

Somos parte inseparable de las FF. AA. y de su historia, sentimos el orgullo de haber vestido el uniforme, como ciudadanos somos parte de nuestro pueblo, valoramos al igual que todos, las adversidades por las que atraviesa el País, lo difícil que es escapar a los problemas que trae aparejado el desarrollo tecnológico, la globalización, la dependencia regional de nuestra economía, vemos a nuestro alrededor la decadencia de la educación, la pobreza real que campea en nuestras calles, la inseguridad creciente, son varias las generaciones de ciudadanos que optaron por el delito al no alcanzar niveles básicos de superación social, y como ciudadanos podríamos seguir exponiendo las carencias de nuestra realidad social, económica etc. 

En estos momentos de crisis ofrecemos nuestra experiencia y nuestras capacidades, para colaborar con los mandos de las Fuerzas y con las autoridades del país, a buscar la impostergable solución a tantos y tan graves problemas…somos conscientes que solo con el esfuerzo mancomunado de todos podremos sacar adelante a nuestro país, y ayudarlo a retomar la senda del progreso en paz para todos los orientales, unidos, sin que primen ideologías que hoy están perimidas en todo el mundo y particularmente en Sudamérica, y alcanzar esa felicidad para nuestro pueblo, como algún día soñó nuestro primer Jefe, que un día como hoy entraba en tierras paraguayas, derrotado militarmente, pero eterno triunfador en el alma de su pueblo.
 
Muchas gracias

Big Grin Big Grin Big Grin
Ambrosio Barreiro: ”Al Ministro Murro le sale por los poros el odio que tiene hacia las Fuerzas Armadas”
10 Septiembre 2018
Publicado por:  El Profesional
[Imagen: c261bce6c425e0aa4e6ea1199a68214d_L.jpg]

“El Ministro de Defensa Nacional está pintado” agregó.

El Proyecto de reforma del Servicio de Retiro y Pensiones de las Fuerzas Armadas, conocida como Caja Militar, luego de su aprobación en Senadores ha generado algunas diferencias en la interna del Partido de Gobierno a nivel de la cámara de representantes.

Paralelamente mereció el inmediato rechazo de diferentes organizaciones e instituciones que nuclean a militares retirados por considerar que varios puntos son injustos y que terminarán afectando al personal de tropa en el momento del retiro.

EL PROFESIONAL Diario habló con el Cnel. ® Ambrosio Barreiro quién fue muy duro con el Ministro de Trabajo y Seguridad Social. “Nadie está en contra de hacer una reforma o agiornar el sistema de retiro pero realizarlo con corrección y sin mentir. Al Ministro Murro le sale por los poros el odio que tiene a las Fuerzas Armadas. Lo mismo pasó con el Ministro Astorio que ha intentado poner impuesto sobre impuesto a los retirados militares. En este caso queda de manifiesto que se ha mentido para tratar de perjudicar a las Fuerzas Armadas” apuntó el Ex Intendente de Cerro Largo.

Barreiro explicó que el sistema de retiros es un servicio que se encuentra dentro del Ministerio de Defensa Nacional. “No es un ente que recauda y luego puede hacer una reinversión. Eso no existe” aclaró.
Páginas: 1 2 3